La privacidad de los datos, una cuestión clave para Climate FieldView™

Por Equipo FieldView

Jul 30, 2020

Matías Corradi, líder para el Cono Sur, explica cómo se cuida este tema y que los productores pueden decidir qué hacer con ellos. La ciencia de datos, al servicio de la agricultura digital. 

2006 - La política de privacidad de datos, clave para FieldView - Foto 1

 

Los mayores avances de los últimos años en la agricultura provienen de los datos. Ya sea el último híbrido de maíz, o las plataformas de agricultura digital que ayudan a los productores a tomar mejores decisiones, todo es posible gracias a la ciencia de datos.

Poner datos a trabajar al servicio de los productores es lo que hace Climate FieldView. “Sabemos que si bien el productor quiere acceder a las últimas innovaciones en agricultura digital, también le importa cómo se utilizan sus datos y por eso queremos darle toda la información necesaria al respecto”, dice Matías Corradi, líder de FieldView para Latinoamérica.

“Nos interesa mucho exponer de manera simple cuáles son nuestros principios, para qué usamos los datos, cómo lo hacemos y con qué fin. También, qué es lo que nunca vamos a hacer con ellos”, resume.

Y, para que quede claro, enumera algunos de los ejes centrales:

  • Los datos son del productor. Es él quien elige subirlo, compartirlo, sacarlo y borrarlo. Es el único dueño.
  • FieldView deja en claro que no vende ni venderá en el futuro datos de productores, tanto personales como de su producción.
  • Tampoco compartirá los datos con nadie sin previo y expreso consentimiento, por ejemplo con otras plataformas que puedan ser compatibles con FieldView. 

“Otro de nuestros principios es que no vamos a usar datos individuales de productores para especular en el mercado de granos”, aclara el líder de la compañía. “De igual modo, no vamos a usarlos para definir precios de semillas o agroquímicos”, agregó.

FieldView es una herramienta de tecnología agrícola colaborativa: permite al productor compartir el dato que quiera de su campo con su asesor, la cooperativa, el vecino, grupos CREA, de Aapresid, o lo que sea. De esta manera, el productor se convierte en un participante activo y  colabora en el desarrollo de la tecnología agrícola.

Es decir, el productor y dueño del dato actúa como transmisor de conocimiento y decide con quiénes quiere compartir las cosas. Lo puede hacer por medio de un procedimiento muy sencillo, tanto como compartir la ubicación en WhatsApp.

“Compartir datos habilita la potencia de poder trabajar en red, pero es solo el dueño quien puede decidir hacerlo, cómo y durante qué tiempo”, insiste Corradi.

También precisa que si, en algún momento, el productor quiere suspender su licencia y llevarse o borrar sus datos de la plataforma agrícola, lo puede hacer sin ningún inconveniente.

Investigación y Desarrollo

La declaración de privacidad también explica que los datos de los productores solo se utilizan de manera agregada. Es decir, sin identificación individual de cada uno, sino por la sumatoria, para fines de investigación y Desarrollo de Bayer, por ejemplo, lo que ayudará a que las nuevas tecnologías en la agricultura logren avanzar de manera más rápida.

De igual modo, FieldView recibe datos agregados, que permiten lograr, por ejemplo, que una prescripción de densidad sea cada vez más ajustada a la necesidad de un determinado ambiente o cultivo y, de esta manera, potenciar el desarrollo tecnológico en la agricultura de precisión.

En concreto, la herramienta Prescripciones de semillas FieldView utiliza datos sin identificación de cada productor para realizar una investigación única y desarrollar modelos científicos, que permiten al agricultor optimizar su inversión al hacer un plan de siembra variable ajustado específicamente a cada sector del campo.

En la Argentina, algunos productores comenzarán a probar esta herramienta, compatible con diferentes equipos de maquinaria agrícola, en la campaña que está comenzando. “Los archivos que generamos son ‘shapefile”, compatibles con casi todos los monitores del mercado”, precisó Corradi.

Otra manera en que se utilizan los datos, pero sin ninguna identificación individual de quien los generó, es en los reportes personalizados de distintas actividades, que le permiten al productor saber cómo le fue con su cosecha en relación a otros colegas de su zona, por ejemplo.

Así, se puede saber cuál fue el promedio de rendimiento en esa región, o el rinde más alto y el más bajo, pero sin identificación de a quienes corresponden esos datos. 

“Hay mucho desconocimiento con respecto a las políticas de privacidad de datos de las empresas. Es un tema sobre el cual la gente muchas veces tiene preocupación, y en la mayoría de los casos porque las desconoce”, explica Corradi.

Y agrega: “Nuestro objetivo es dar más claridad y tranquilidad sobre todo esto”.

En la misma línea se pronunció John Raines, líder global de FieldView, quien subrayó que la misión de la compañía es “poner datos a trabajar” en beneficio de los agricultores. 

“Desde el lanzamiento de la plataforma Climate FieldView en 2015, hemos examinado, escuchado y explorado cómo construir las mejores herramientas digitales de agricultura digital. Sabemos que si bien el productor desea acceder a las últimas innovaciones en la materia, también le importa cómo se utilizan sus datos”, explicó el ejecutivo, que también es productor, en el estado de Missouri.

Corradi, por su parte, que a su vez es productor en la provincia de Buenos Aires, explica que, aunque la declaración de privacidad tiene alcance global, está sujeta a las particularidades y leyes de cada país, que respeta y cumple con absoluta claridad. 

La ciencia de datos, al servicio del campo digital

“La ciencia de datos es el nuevo paradigma de la agricultura. Sumando todos los datos que se obtienen, podemos tener cada vez más ‘data science’, lo que permitirá a los productores generar cada vez más valor, cada vez más datos, cada vez más valor… es un círculo virtuoso”, explica Corradi.

Por eso, sostiene que el objetivo de la política de privacidad de datos es llevar tranquilidad a todos los usuarios, para que tengan la mejor experiencia de uso, aprovechando todas las ventajas de la ciencia de datos aplicada a la agricultura, y para que puedan lograr -como él indica- “más productividad, más rentabilidad y más sustentabilidad”.

 

 

Compartir: